Featured Post

Tyler Morning Telegraph - Galdámez brings church planting, education experience to Grace Español

Here are two articles written by Emily Guevara ( Twitter: @TMTEmily)  on our background and on  Grace Español .   Tyler Morning Telegraph...

Internet Archive bookmarks for: despond

Monday, November 21, 2016

La Promesa de Nueva Vida en Cristo - Isaías 61

El pueblo de Israel para este punto ha habría sido sacado por Dios del cautiverio Babilónico.  Su relación con Dios habría sido restaurada a través de la libertad de Dios. El futuro sería glorioso. Ese sería el año favorable o de buena voluntad. Este es el mensaje de Isaías 61. Pero, como hemos aprendido, la profecía tiene otro nivel de aplicación para nosotros. Nuestro Señor Jesucristo trae una restauración con cambios internos y externos.

Él es el Ungido de Dios, en quien el Espíritu Santo reposó en todo momento. El vivió una vida controlada por el Espíritu Santo. El dio su vida santa y perfecta por nosotros. Cuando se presentó oficialmente, llegó donde Juan el Bautista estaba. En ese momento Dios elogia a su Hijo. Mateo 3:16-17 (Matt. 3:16-17) La Trinidad junta actúa en este evento al igual que en este pasaje.

Nuestro Señor Jesucristo cumplió parte de esta Escritura. Lucas 4:16-21 (Luke 4:16-21). Es en Él que tenemos libertad y podemos experimentar la salvación. El fue el enviado de Dios a un mundo quizá peor que el nuestro, para traernos las Buenas Noticias de salvación.

Hay cuatro cambios internos que Dios lleva a cabo en nuestra vida a través de el Ungido de Dios, nuestro Señor. Estos cambios solo son posibles cuando depositamos toda nuestra fe y vida en Él. No es un creer superficial sino un creer de todo el corazón.

Esto es solo el comienzo. Dios efectúa el cambio interno pero también producir resultados externos. Este proceso se llama santificación que eventualmente llevará a la perfección (glorificación).

Este mundo no te ofrece esta seguridad. No te ofrece "justicia y alabanza." Solo te ofrece incertidumbre y un futuro incierto. No importa quien es presidente.

Dios es soberano y poderoso para darnos nueva vida a través de nuestro Señor Jesucristo. Para esto vino. Vino, murió, fue sepultado, resucitó y ascendió al Cielo. El te ofrece una nueva vida en Él. Te la da en el momento que te rindes completamente a Él por. Puedes estar seguro que lo hará. Lo ha hecho en mi y en muchos de nosotros. Es algo seguro.

Escucha otra vez las palabras de Dios para ti:

"Porque como la tierra produce su renuevo, y como el huerto hace brotar su semilla, así Jehová el Señor hará brotar justicia y alabanza delante de todas las naciones."

Cristo te invita a venir a el hoy:

"Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar." Mateo 11:28









Saturday, November 05, 2016

La Promesa del Siervo Sufriente en Cuatro Cuadros - Isaías 52:13-53:12

La descripción profética de Isaias 53, hecha más de 700 años antes es una de las más gráficas (y más citadas) en toda la Biblia. El propósito no el de hacernos reaccionar a lo físico que experimentó sino hacernos entender de una manera visible que lo que Él sufrió fue por nuestro pecado. Si podemos entender algo en esta mañana, es que nuestro pecado es tan horrendo, tan horrible, tan degradante, tan malvado, que llevó a nuestro Señor a experimentar el dolor más profundo que nadie jamás ha experimentado. Todo lo hizo para salvarnos y hacernos parte de su pueblo. Si después de estudiar este pasaje, no te rindes a Él no hay nada más que alguien pueda decirte o hacer por ti porque Él ya lo hizo y lo dio todo.

La promesa del Mesías, del ungido de Dios, que vendría a rescatar a su pueblo fue dada a través de toda la Escritura, comenzando con Génesis 3:15. De esto se trata la Biblia. Es la historia de redención, de rescate, de salvación, en la cual Dios mismo tiene que rescatarnos del pecado y darnos vida eterna.

Pero esto demanda un pago por nuestros pecados. Sin esto, la salvación no sería posible. Dios en su soberana voluntad designó este plan de rescate que envuelve su Hijo eterno. Envuelve, Dios Hijo que tomó forma humana y se ofrece voluntariamente como pago de esa deuda. Pero no termina allí.

Esta historia muestra como él Hijo de Dios triunfa sobre la muerte, él pecado y satanás, nos rescata, y nos hace hijos y pueblo de Dios por medio de la fe en Él. Él fue declarado Señor y se sentó a la diestra del Padre. Él continúa obrando su eterno plan hasta la consumación (Él espera en que muchos más creerán el mensaje de Buenas Nuevas, el cual predicamos) de su reino cuando estaremos perpetuamente con Él libres de toda contaminación del pecado.

Pero volvamos al costo de que pagó para rescatarnos.

Este pasaje muestra la promesa del Mesías sufriente en cuatro características o cuadros. Estos cuadros nos muestran su exaltación, su humillación, su sacrificio y su vindicación.

He aquí el siervo de Dios. Este es Cristo que vino como Siervo para dar su vida en rescate por muchos. Marcos 10:45